En el marco de la extensión de la cuarentena hasta el 20 de septiembre, el presidente de la Nación, Alberto Fernández, autorizó las reuniones sociales de hasta diez personas en espacios abiertos.

El jefe de Estado comunicó el mensaje mediante sus redes sociales -no hubo conferencia de prensa- y además, se mostró preocupado por el avance de la pandemia en varias provincias del país.

“En común acuerdo con los gobernadores tomamos la decisión de prorrogar las medidas de cuidado, el aislamiento sanitario y el distanciamiento físico”, dijo en un vídeo grabado desde la residencia de Olivos.

Una de las novedades que expresó Fernández es la autorización para las reuniones sociales de hasta 10 personas en espacios abiertos, y al respecto indicó: “Esto estará vigente en todo el país, y será implementado en cada jurisdicción”, y agregó que se deberán respetar las medidas de prevención mediante el uso de tapabocas y mantener distancia de dos metros.

Además, indicó un número elevado en el aumento diario de casos positivos, y manifestó que “hay 18 provincias con zonas de transmisión comunitaria sostenida. El problema ya no es del AMBA, está en todo el país”.

Por último, cerró su discurso con un pedido a la sociedad: “Si aumenta la circulación de personas, si nos relajamos, si nos descuidamos, no hay sistema de salud que aguante. Hoy es más necesaria que nunca la responsabilidad personal, que tiene impacto colectivo”, finalizó el presidente.