El arte es sinónimo de libertad. Hoy, el rubro padece un momento delicado, en el que precisamente esa sensación de libertad no los contempla, sino que los exime. La situación pandémica por el coronavirus tocó una fibra que tiene un feeling fundamental con el otro.

Aún no hay novedades en cuanto a la apertura de lugares para los eventos culturales. Aún así, los artistas se reinventan, y el uso de las redes sociales, en estos tiempos, es fundamental.

Tan es así, que el movimiento se vio en una de las bandas del momento en la ciudad: Tupá Gruv, con Nicolás Holgado, Clara Tiani, Lorenzo Blandamuro, Hernán Moura y Juan Martínez. El quintento funk charló con PRESENTE, y abordó estos temas desde que se inició la cuarentena.

El entendimiento no solo es musical. Los cinco, admitieron que “este es un momento de aprendizaje“, y que “la cultura y el arte no se pierden, sino que se adaptan y transforman con un condicionamiento“.

Tupá Gruv, tocando su tema Parece, desde sus casas.

Nico y Clara, quienes están pasando la cuarentena juntos, remarcaron las herramientas que poseen para poder seguir mostrándose: “Tenemos una placa de audio, usamos programa de sonido digital, pensamos siempre en producir más allá del uso de las redes“, comentaron. Además, dijeron que durante este tiempo, ya tienen temas nuevos para poder mostrar a la gente en cuanto finalice este aislamiento.

Clara trabaja como docente en secundaria y en nivel terciario. Nicolás también trabaja en escuelas. Ambos hicieron hincapié en las complicaciones que hay tras la falta de contacto directo con los alumnos y alumnas.

“Estoy en instituciones en que los pibes tienen muchas complicaciones. Se hace difícil la entrega de trabajos, que le lleguen. Hay familias que son muy numerosas, y es complicado para los padres recibir tareas de todas las materias de cada uno de ellos. Es una situación excepcional, no había forma de preveer esto“, añadió el guitarrista y docente.

La “Flaca“, cantante de la banda, manifestó que no solo la música está en un momento de parate, y dijo que “para el teatro es un agujero gigante. El hecho de no poder ensayar cara a cara para una obra te aplaca. En este momento, no pueden hacer ni un unipersonal, es muy loco“. Clara participó hace unos años de la obra “La Casa de Bernarda Alba“, por lo que tiene también un rol en ese rubro artístico.

Bajo y batería siempre van de la mano en la composición de una canción. Hernán Moura, quien es el bajista, y “Lolo“ Blandamuro, baterista, comentaron el trabajo que tienen juntos, y que por esta situación, se vio muy frenado. “El proyecto se llama MB Sonidos. Le brindamos sonido a eventos tales como shows, o cosas cotidianas: cumples de 15 o casamientos. Por ahora está todo reprogramado“, indicaron los músicos.

“Lolo“, por su parte, comentó que subsiste “gracias a un comercio familiar, que por suerte nunca tuvimos que cerrar pese a la cuarentena“, y lamentó el parate de la banda. “Las tocadas eran otra entrada más de dinero y ayuda“.

Hernán recalcó que este momento es “de estudio y reflexión. Estoy desarrollando parlanterías, bafles, todo con vista a mecanizar en un futuro“.

Juan Martínez, guitarrista de Tupá, sumó a los conceptos que “en las redes sociales, los colegas están haciendo cosas impresionantes“. Trabaja por la mañana en el reparto de artículos de papelera, y como segundo ingreso, fabrica guitarras y ukeleles junto a Hernán Moura. “Misil Guitarras estuvo bastante frenado en el inicio de todo esto. Hace unos días empezó a moverse nuevamente“, dijo. También utiliza su cuenta de Instagram para la reparación de instrumentos.

En cuanto al subsidio a artistas de parte del Gobierno Nacional, todos afirmaron que “es una decisión muy acertada, ya que donde más se complicó esta situación, es en los artistas“, y remarcaron el difícil momento de los talleristas: “Hay familias super autogestivas“.

View this post on Instagram

En medio de días de mucha angustia, salió esta canción como un grito y desahogo. Me ví por momentos en la situación de no poder ver más a l@s niñ@s, que siento que les aporto momentos positivos en sus días, que quizá algún día puedan transformar sus vidas. Soy conciente, que la educación es salud, que los derechos de l@s niñ@s, no deberían ser un tema de negociación numérica, ni tampoco mi derecho como trabajador, o prestador de servicio, cómo considera el municipio, dónde hubo mucha confusión, falta de comunicación, discursos acartonados, mal asesorados, tribunales de cuenta, precarización laboral al maximo y desconocimiento total y absoluto de la entrega que uno hace en su trabajo. Hoy me encuentro con la posibilidad de cobrar solo el 50 porciento de mi sueldo y no me queda otra opcion, más que aceptarlo, porque detras de este sueldo, no solo estoy yo, sino también una flia que sostener. Pero siempre, la canción está ahí, SIEMPRE!!! Para comunicar lo que te rebalsa y tenés contenido, para resumir experiencias de todo una vida o de un momento preciso, y ahí los amigos, también están, con sus instrumentos en las manos, cuál bastones que te lo dan para que no te caigas. Gracias a Nenarock Rocknena (@claratiani ), Nicolás Holgado (@nicolas.hdo ), Diego Peris (@diegoperis55 ), Sergio Ramírez (@sergio.ramirez.330467 ), Guille Airoldi (@guilleairoldi )y Marco Lanzoni Larracoechea(@marcolanzonilarra )!!!! Sin ellos está canción no volaría como vuela!! Por siempre agradecido a sus bastones!! ❤️❤️❤️

A post shared by Raul Chillon (@raulafabrica) on

Canción de Raúl Chillón, en la que colaboraron Nicolás Holgado y Clara Tiani, junto a Diego Peris, Sergio Ramírez, Guillermo Airoldi y Marco Lanzoni.

A la hora de escuchar y producir música, los Tupá se mostraron firmes en crear canciones durante la cuarentena, y estar permanentemente escuchando mucha música. Por el lado de Nico y Clara, comentaron: “Nos encanta escuchar jazz. Hemos tocado algunos temas en vivo del género con la banda. Tenemos muy presentes a figuras como Miles Davis, John Coltrane, Ella Fitzgerald, hay muchos“, destacaron.

La banda funky bolivarense, confirmó que están planeando solicitar un permiso para poder continuar grabando el disco que, por el momento, está en stand by. Tendrán como invitado a Adrián Perez Quevedo, de Daireaux, y el encargado de mezclar todo es “Pepo“ Villanueva, que tiene su estudio en La Plata.

Será cuestión de tiempo el hecho de que la cultura y el arte puedan volver al ruedo. Mientras tanto, las redes sociales arderán al mejor estilo Tupá, y se estará expectante al nuevo disco de la banda.

Foto: Daniela Lopez Fotografías.

Compartir en redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin